En este blog intentamos establecer una conexión entre los conceptos: educación, ciencia, ciudadanía, desarrollo comunitario, enriquecimiento cultural, crecimiento personal y cambio social

martes, 26 de agosto de 2014

"O educación o exámenes" . Un artículo de Francisco Giner de los Ríos


Reproducimos aquí unos párrafos del artículo "O educación o exámenes" que escribió en 1894 D. Francisco Giner de los Ríos.

O Educación o exámenes. 1894
por Francisco Giner de los Ríos

El maestro, esclavizado a una tarea servil, no puede consagrar lo mejor de sus fuerzas a aquello que más responde a su vocación y que él realizaría con superior desempeño, sino a ese ideal de satisfacer a los examinadores: todo lo demás es perjudicial, o cuando menos artículo de lujo, a que no hay tiempo ni posibilidad de atender. Mientras tanto, por su parte, el discípulo tiende a encogerse de hombros ante la idea nueva, la investigación original, el punto de vista personal y fresco, que es lo único que puede despertar su interés, abrir su espíritu, dilatar su horizonte, fortalecer su inteligencia y su amor al saber y al trabajo. ¿De qué sirve todo esto en un examen?
[…]
Si por examen se entendiese la constante atención del maestro a sus discípulos para darse cuenta de su estado y proceder en consonancia, ¿quién rechazaría semejante método sin el cual no hay obra educativa posible? Pero justamente las pruebas académicas a que se da aquel nombre constituyen un sistema en diametral oposición con ese trato y comunión constante. Pues, donde esta existe, aquel huelga, y, por el contrario, jamás los exámenes florecen, como allí donde el monólogo diario del profesor pone un abismo entre él y sus alumnos.[..]
La enseñanza es función viva, personal y flexible.

Fuente: Artículo recogido en
Obras selectas de Francisco Giner de los Ríos. Edición de Isabel Pérez-Villanueva Tovar.
Austral-Summa. 2004

EN EDUCACIÓN EN ORCASUR 


Sobre las reválidas y los exámenes

También

Una prueba no prueba nada de Rasa María Torres

miércoles, 12 de febrero de 2014

Carta de Madre Rosa al claustro del Instituto "Ciudad de Jaén" (mayo 2007)


Con profunda emoción traigo a EDUCACIÓN EN ORCASUR la primera parte de la carta que escribió Madre Rosa Blanco al claustro de profesores del Instituto "Ciudad de Jaén", en mayo de 2007. Durante todos estos años la he conservado como un tesoro. Gracias madre Rosa. En su momento no llegó a su destinatario porque alguien se interpuso.
La persona y la obra de Madre Rosa nos comprometen irremediablemente con la EDUCACIÓN EN ORCASUR.

Para saber más sobre Madre Rosa:, En EDUCACIÓN EN ORCASUR:


Para saber más sobre el "Ciudad de Jaén" en EDUCACIÓN EN ORCASUR:



TEXTO DE LA CARTA:

Claustro de profesores. Instituto "Ciudad de Jaén"- C/Camino del Río. 28041 Madrid
Rosa Blanco García con DNI 1.285.348 Q, actualmente Representante legal de la “Asociación de Cooperación y Apoyo Social a la Integración (ICEAS), con domicilio social en la C/ Camino del Río, s/nº, fundada en 1981 en Orcasitas, con el objetivo de atender a niños y jóvenes de exclusión social. Funcionaria del Ministerio de Educación con Nº de registro personal A45EC000135116, actualmente jubilada; desde 1965 trabajando en Orcasitas en la escolarización de niños que venían de la chabolas de la Avda. del Manzanares. Directora del C.P. “Ciudad de Jaén” desde su fundación en 1971.

En el año 1975, acogiéndonos a la ley de Villar Palasí (para mi la mejor ley de educación que he conocido en mi larga experiencia educativa), que permitía a cada Universidad un Centro Piloto, la Universidad Complutense con D. Víctor Gª Hoz y D. Arturo de la Orden eligieron el “Ciudad de Jaén” para su experiencia de “Escuela Comprensiva”: tronco único y diversificación en Bachillerato o Formación Profesional, según las capacidades e intereses de los alumnos, como es sabido. Fecha de la creación como “Centro Piloto” 7 /Nvbre. / 1975.

Tuve la satisfacción de asumir la Dirección única del Complejo escolar "Ciudad de Jaén", Piloto de la Complutense, en todas sus ramas: E.G.B., F. Profesional y B.U.P. y también la satisfacción de trabajar con un equipo de 53 Profesores de Claustro, funcionarios, y 2000 alumnos que nos permitieron plasmar la experiencia durante tres generaciones de alumnos y nos dejaron una gran impronta vocacional imborrable.
En el año 1984, el Gobierno de aquella época decidió suprimir los Centros Pilotos y pasamos a régimen ordinario, fecha 12/ Marzo / 1984. Por tanto, el edificio actual del Instituto sólo pude inaugurarlo…, con la ilusión que a todos nos hacía, ya que la estructura correspondía a los objetivos de la experiencia y arquitectónicamente se había realizado por el Arquitecto D. Fco. Navarro, basado en el modelo de Inglaterra.

Desde ese año seguí ejerciendo en el Colegio hasta 1997 que me jubilé con 30 años de servicios vividos en el “Ciudad de Jaén”.

Estos datos históricos me parecen de interés para todos los que actualmente vivís la experiencia vuestra vocacional y profesional continuadora de otros compañeros que os hemos precedido en el esfuerzo y en la ilusión. También deseo os ayuden a comprender los motivos que me han movido a esta comunicación.



miércoles, 1 de enero de 2014

"La maestra". Una canción de Pedro Guerra




Para despedir 2013, repetimos  esta canción de Pedro Guerra que refleja muy bien el estado de ánimo con el que despedimos al año 2013. 







Gracias Rosa María por ponerme tras la pista de esta canción tan bonita de Pedro Guerra.







La Maestra

(Pedro Guerra)

La maestra dio las letras a los pobres,
que aprendieron a sumar su soledad,
a saber que en la intención de ser mejores
la ignorancia es enemiga de la claridad.


La maestra dio la voz a los ausentes,
las abejas marginadas del panal,
los que nunca cuentan nada y siempre pierden,
los que viven sin poder desentrañar.

¿Quién negó la luz al corazón de la maestra?
¿Qué violencia pudo detener esa ilusión?
¿Quién segó las flores que regaba la maestra?
¿Quién a sangre y fuego deja muda la canción?


La maestra dio su amor a la pobreza
enseñando a ver el mundo y a pensar,
el futuro fue llenándose de ciencia
y la vida fue algo más que mendigar.

¿Quién negó la luz al corazón de la maestra?
¿Qué violencia pudo detener esa ilusión?
¿Quién segó las flores que regaba la maestra?
¿Quién a sangre y fuego deja muda la canción?


En EDUCACIÓN EN ORCASUR: